Sunday, February 17, 2019
Inicio > Deportes > Rafael Dudamel: “Trabajaremos para ganar el próximo partido y hacer los nueve puntos”

Rafael Dudamel: “Trabajaremos para ganar el próximo partido y hacer los nueve puntos”

**La Vinotinto sub-20 sumó su primera derrota del certamen en la tercera jornada frente a Brasil y el seleccionador nacional analizó el encuentro ante los medios de comunicación

La selección nacional sub-20 cayó en la noche de este lunes ante Brasil, pero continúa como líder del Grupo A del Sudamericano con seis unidades sumadas de nueve posibles.

Luego del compromiso en Rancagua que se llevó a cabo a segunda hora, el seleccionador nacional Rafael Dudamel atendió a los medios de comunicación presentes en el encuentro de la tercera fecha.

“Tengo mucha amargura por la derrota. Hoy en el partido hemos desarrollado un mejor juego y hemos caído. No me gusta cuando perdemos. Hemos llevado a Brasil, en el primer tiempo, a lo que teníamos previsto. Hemos sido sólidos y atrevidos”, comentó.

Indicó además que a este tipo de selecciones, independientemente de la categoría no se le pueden regalar opciones de peligro porque tienen las condiciones para poder aprovecharlas.

“Contra este tipo de rivales no te puedes equivocar porque no te perdonan ningún error. Así ha sido, hemos fallado dos veces y hemos recibido dos goles. Son los riesgos contra estos equipos que técnicamente son tan correctos”, expresó Dudamel.

Buena presentación

A pesar del resultado, la cara que va mostrando la Vinotinto en cada compromiso es mejor y por ello le deja un buen sabor de boca al cuerpo técnico e incluso a los aficionados.

“Dentro de la amargura me voy con la reflexión de que somos capaces de jugar bien sin la pelota y que con la pelota somos capaces de tener equilibrio y buen volumen en campo rival”, explicó.

Asimismo, quedan cosas por corregir en la parte ofensiva para poder capitalizar en el marcador, todas las opciones que son generadas por los criollos.

“En el último cuarto de cancha nos faltó más finura para tomar mejores decisiones. Tanto en la búsqueda de Jan (Hurtado) y también en el juego aéreo, tenemos que seguir trabajando. No era un partido para recibir dos goles desde lo colectivo del rival”, aseguró el ex arquero de la selección nacional.

Fortaleza mental

Faltando 10 minutos para el final del partido llegó el segundo tanto de Brasil, sin embargo la Vinotinto sacó carácter para descontar e incluso, una vez conseguido, buscó empatarlo hasta el pitazo final.

“Me gustó la capacidad de reacción que hemos tenido con el 2-0, faltando cinco minutos, en cualquier otro momento el equipo se me descomponía y hoy ha tenido el templepara continuar hacia adelante con criterio y sentido. Mentalmente somos muy fuertes”, dijo.

Con dos victorias y una derrota, el combinado criollo buscará terminar la Fase de Grupos con nueve unidades, consiguiendo su pase al Hexagonal Final y manteniendo el sueño vivo por participar en una Copa del Mundo.

“No por esto vamos a perder la solidezni hay porqué caer en la angustia. Desde nuestra exigencia, trabajaremos para ganar el último partido y hacer los nueve puntos para quedarnos con el liderato del grupo”, aseguró con firmeza.

Además, Rafael Dudamel explicó que “estáfortaleza mental viene desde la madurez y el carácter de la experiencia de cada uno de ellos. Esto te permite responder con naturalidad ante la adversidad o manejar con propiedad los triunfos”, comentó.

Desde hace año y medio, el objetivo ha sido sólo uno: conseguir, por segunda generación consecutiva, la clasificación a la Copa del Mundo de Polonia en unos meses.

“Este nivel de enfoque y convicción para la consecución del cupo a Polonia 2019 forma parte de la claridad, temple, carácter y valentía para seguir adelante”, indicó.

Sin mirar al rival

Venezuela acumula tres partidos en el certamen ante selecciones de alto nivel en el continente, no sólo en categorías absolutas sino en juveniles, no obstante ha podido enfrentarlos de tú a tú para sacar muy buenos resultados.

“Sentimos que desde la confianza que dan los resultados, el jugador aumenta el nivel de creencia. Tanto con lo que trabajamos en campo como lo que observamos del rival, es la metodología que tenemos para ir hacia adelante y buscar al rival, olvidando su nombre y el color de la camiseta”, comentó.

Herencia mundialista

Desde la clasificación al Mundial de Egipto en el año 2009, hasta el subcampeonato en la pasado edición de Corea del Sur han motivado a cada uno de los más jóvenes a continuar luchando por un sueño que poco a poco se hace realidad.

“Crecimos admirando a los que habitualmente van a los mundiales de mayores, pero hace rato que nuestros futbolistas decidieron cambiar la historia y hoy lo hacen con mucha propiedad. Al crecer mirando generaciones como las del 2009 y 2017, es como cambiar el chip y decir que sí somos capaces. Es un punto de motivación”, culminó.

Prensa Vinotinto / Rancagua

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *